Ciencia FiccionEscritura y ensayo

Mi amigo de la infancia era un psicópata

26 abril 2016 — 10

main

Ciencia FiccionEscritura y ensayo

Mi amigo de la infancia era un psicópata

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 4,00 de 5)
Cargando…


26 abril 2016 — 10

Llevaba tiempo pensando en escribir un pequeño artículo sobre el tema «Psicópatas» ya que es un tema que exploro con cierta alegría en mi novela «11,4 sueños luz«, pero repasando el test de Robert Hare para evaluar psicópatas, me he quedado de piedra al ver los resultados que salían de aplicarlo sobre un amigo de mi adolescencia. He de reconocer que alguna vez he pensado que yo mismo podía serlo, por que puedo llegar a ser un poco cabrón y manipulador, pero tristemente para mí no he sido todo lo promiscuo que es preciso, y ese, junto con los trajes a rayas parece ser uno de los factores típicos.

Mi amigo NO era hitler, pero también era un manipulador de cuidado.
Mi amigo NO era hitler, pero también era un manipulador de cuidado. Dicen que hitler era un psicópata (entre otras muchas cosas).

Aunque hay varios tipos de psicópata, el cine y la literatura se han encargado de extremar sus ya de por sí afilados atributos. No todos son violentos e incontrolados, ni todos tienen la necesidad de ser sádicos. Pero todos pueden serlo si es necesario para sus propósitos. Todos son fríos, aunque algunos están especialmente dotados para parecer lo contrario: amables, divertidos y con un carisma desorbitado. Pueden conseguir que te tragues sus mentiras durante mucho tiempo a causa de su enorme autoconfianza, simpatía y energía. ¿No te suena haber conocido a alguien así? Obvia decir que son excelentes don juanes y muy promiscuos. Mi amigo está en lo más alto de la escala de Hare: era un psicópata de libro. Yo sufrí sus mentiras durante años. Conocí a decenas de mujeres a las que engañó para lograr de ellas lo que quería. Sí, eso mismo. Y no, no es envidia lo que siento, si no espanto por como la sociedad considera ese tipo de comportamiento como el de un «triunfador»: Un psicópata se define como una persona mentirosa, manipuladora que no siente remordimientos y cuyos sentimientos son superficiales; incapaz de sentir empatía por los demás y de amar a alguien de verdad (aunque esto de amar de verdad merece toda una biblioteca de Alejandría repleta de ensayos sobre el tema).

Según algunos autores (Bursten, 1973; Stewart, 1991) un 5% de la población es psicópata,

aunque otros autores la elevan hasta el caso del 30% en el caso de los hombres (Pamela Jayne, M.A). Todos los autores reconocen que hay cinco veces más psicópatas hombres que mujeres. En el fondo algo de razón tienen ellas cuando dicen que algunos hombres van a lo que van.

Bundy asesinó a más de cien mujeres. Murió ejecutado en la silla eléctrica.
Bundy asesinó a más de cien mujeres. Murió ejecutado en la silla eléctrica.

No se sabe todavía si es una condición genética o un «problema» en el desarrollo del cerebro. En cualquier caso, un psicópata no es un enfermo, en el sentido de que no se puede curar. En una sociedad que no puede reinsertar algo dañino para la sociedad ¿qué hacer con alguien que no se puede recuperar? Esta es la pregunta que yo me hice. Primero pensé en pienso para perros, pero corría el riesgo de que los demás pensaran que yo mismo era un pequeño psicopatita. No, ahí es cuando entra la maravillosa historia de Book y Bundy.

Bundy fue un tipo de Estados Unidos, otro de tantos asesinos en serie de mitad del siglo pasado. Y Book fue la psicóloga que descubrió el efecto llamado «sabiduría del psicópata«. Es algo realmente increíble por lo que implica: un psicópata es capaz de detectar cuando alguien oculta algo o miente. No es una teoría, está probado empíricamente por diferentes experimentos replicados por varios psicólogos diferentes, con varios sujetos diferentes en períodos de tiempo distantes. Suena increíble, pero no me lo he inventado yo. Puedes refrendar todo esto en el libro: “La sabiduría de los psicópatas” de Kevin Dutton.

another_psyco
Otro psicópata. Tiene cara de buena gente ¿verdad?. No vale para Alpha, pero quizás para Beta.

Sabiendo esto, volví a hacerme la pregunta ¿no se podría usar ese talento increíble para algo? ¿qué mas necesario y complejo que la seguridad? ¿por qué no poner a los psicópatas a trabajar para las fuerzas de seguridad? ¿quién mejor para patrullar aeropuertos y detectar terroristas y traficantes?

Ahi nacieron los Alpha, un cuerpo especial de inteligencia, compuesto exclusivamente por psicópatas diagnosticados por un tribunal del estado. Entrenados y controlados por el ministerio de seguridad. Siempre visten de negro. Verás uno en el aeropuerto, en la comisaría, en los centros de detención. Su mirada asimétrica y turbadora y su exagerada simpatía los delatan para los que ya saben lo que son y lo que buscan. Cazadores de mentiras, son el arma perfecta de un mundo en armonía donde todo está bajo control.

Tengo algunas historias cortas sobre Alphas, pero eso literalmente, otra historia ;)

Algunos enlaces por si queréis seguir leyendo sobre el tema:

10 comments

  • Luis Fausto

    27 abril 2016 at 12:20 pm

    Es una manera de ver. El tema sigue estando en pañales. Tú pones tu granito de arena. A ver cuando llega LA NOVELA.

    Reply

    • [email protected]

      27 abril 2016 at 9:28 pm

      Estoy esperando que un corrector profesional empiece con ella. Luego prepararé la promocion y demas, pero ANTES de publicarla haré unas copias en papel para pasarsela a varias personas y que me den sus comentarios, y una de ellas eres tu ;)

      Reply

  • Vuvuzela

    27 abril 2016 at 7:35 pm

    Muy buen artículo, bastante interesante.

    Reply

  • Srita Silicio

    5 octubre 2016 at 5:09 pm

    Jajajajajaja, yo hubiera apoyado la idea del pienso para perros :p Claro que la app en la novela es la más lógica e interesante, pero también creo que sería un rollazo poderlo hacer funcionar… al menos, en nuestros tiempos. La parte de la manipulación, la seducción, la frialdad de sentimientos, etc, quizá se podría controlar, pero la compulsión para la matadera, ya es harina de otro costal. Excelente art (y)

    Reply

    • [email protected]

      5 octubre 2016 at 5:56 pm

      Gracias por comentar :-))

      Lo jodido es que actualmente la mayoria de gente en puestos de responsabilidad, puestos ultra-competitivos, son psicópatas de manual. Son inteligentes y saben que hay limites que no deben traspasar, no por ética, sino por su propia supervivencia. Pero hemos creado una sociedad que encumbra la psicopatía como el «mejor» y el más hábil, lo cual dice mucho del mundo en que vivimos.

      Reply

      • Jimmy Olano

        1 septiembre 2017 at 1:57 am

        Eso mismo pensaba yo a medida que leía el artículo, es más:
        si 5% de la población es psicópata (lo cual me sorprende) ¿CUÁNTOS DE NUESTROS GOBERNANTES LO SON?

        Aparte, sin ánimos de polemizar (no me conocen por «trolear»):
        ¿relación entre psicopatía y homosexualidad? Tengo una teoría de que los homosexuales no conocen límites porque el resentimiento -y con razón- con la sociedad que los oprime -y repito, no los culpo- los convierte en descarados ¿tendrían mayor tendencia a la psicopatía?

        Reply

        • Avedon

          8 septiembre 2017 at 2:30 am

          Madre mia, tu estás pidiendo guerra xD. La psicopatía no tiene porque ser mala. En determinadas circunstancias, hay que tomar decisiones frías. Que yo sepa el único estudio que ha vinculado un incremento en psicópatas porcentual respecto a la poblacion general, lo asocia a directivos, ejecutivos y gobernantes.

          Reply

          • Jimmy Olano

            8 septiembre 2017 at 3:20 pm

            Vale, vale, yo solo preguntaba; entonces personas que ocupan cargos de dirección ya que dichos cargos son «apetecibles» a los psicópatas (o futuros psicópatas, que mirad que el ♚tener poder♔ cambia a las personas, así dicen).

  • Anónimo

    2 marzo 2019 at 11:15 pm

    Fabuloso. Un post muy bueno y útil ;)

    Reply

Deja un comentario, me encantará contestarte

Tu email no será publicado

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

kubrick

Apúntate a mi lista de correo

Mi lista de correo sirve para enviarte por email una recopilación de mis últimos artículos cada tres semanas. Así no se te pasará nada de lo que escriba. Te prometo que no le daré tu email a nadie ni te venderé descuentos en viajes a Marte, esto queda entre tú y yo. Bueno, y cualquier visitante del futuro que conozca nuestro destino.

¡Ya te tengo fichado! ¡Gracias!

Por fin está aquí.

Por fin está aquí.

Seis historias de amor en tres universos distintos. Huyendo de géneros y etiquetas. Escapando de lo convencional y enfrentados a un futuro incierto esta novela habla del verdadero coste de ser humano y de las elecciones que a veces tomanos para no dejar de serlo.

Continuación de mi primera novela, "11,4 sueños luz" pero que puede ser leída de forma independiente.


480 páginas. Disponible en papel y eBook

You have Successfully Subscribed!