Reseñas

Ad Astra – La película

22 septiembre 2019 — 3

main

Reseñas

Ad Astra – La película

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (7 votos, promedio: 4,43 de 5)
Cargando…


22 septiembre 2019 — 3

Veo cuatro películas al año e intento que sean especiales por un motivo u otro. No es que no me guste el cine, es que he tenido sobredosis durante varias décadas de mi vida y después de tanto tiempo, lo que busco es que me sorprendan, que me dejen boquiabierto al salir del cine, diciéndome a mi mismo «joder, ¿qué ha pasado ahí dentro?». A eso le llamo yo cine, cine de verdad.

La foto que ilustra el artículo es mía, la saqué cuando me levanté de la butaca y me dí cuenta que no había nadie más en la sala. No estaba mirando las letras de créditos, no, flotaba todavía en el espacio profundo.

He leído algunas críticas de esta película y se centran en que el personaje protagonista es un tipo frío que borda la psicopatía. Una persona sin empatía y profesional debido a la relación con su padre. Un protagonista con el que el espectador no puede empatizar, y por tanto, con el que no se puede conectar. Bueno, coincido con ese análisis, solo que a mi me encantan ese tipo de personajes. Personajes como Grenouille, de «El perfume«, anclados en el margen derecho de la curva normal. Seres casi mitológicos, inhumanos pero especiales. Quién mejor que un personaje así para recorrer el sistema solar con la misión de salvar a la humanidad.

La película mezcla space ópera, con una película clásica de psicología de personaje. En mi  opinión está llena de influencias de clásicos como 2001 Odisea en el espacio. Tiene una fotografía angustiante y una producción absolutamente espectacular, que no veía desde hacía mucho tiempo. No se trata solo de medios, se trata de talento, y este director, James Gray, lo tiene. No lo conocía, pero he de decir que pienso devorar sus siete películas anteriores. SI queréis algo de información sobre ellas, seguid este enlace.

Cuando hablo de un libro o una película no suelo incluir una sinopsis, para eso ya están las web generalistas. Pero haré una excepción, porque este tipo de obra, necesita una sinopsis que no destroce la historia. Si tuviera que describirla, diría que el protagonista, Roy McBride (Brad Pitt) es uno de los astronautas más fríos de SpaceCom, una corporación que explota viajes planetarios, y con presencia en Luna y Marte. La película narra los viajes, en una misión secreta de McBride a lo largo de diferentes escenarios en el sistema solar, donde el ser humano tiene presencia permanente, llegando hasta los límites del sistema solar . Un viaje donde la sangre fría y la resistencia psicológica es absolutamente esencial.

Baste decir que la primera hora de la película está hecha para que no puedas dejar de mirar la pantalla y darte cuenta que estás viendo algo único, que no se había hecho antes, al menos, no de esa manera. Argumentos viejos, mostrados por primera vez en la pantalla. Cine del antiguo, llevado a la ciencia ficción. Viejos esquemas revisitados, y una historia, que no tiene nada de especial, pero a que hubiera devorado de estar impresa en una novela, y  que en vez de estar narrada con palabras, lo está con imágenes y diálogos impecables: parcos y repletos de miradas que lo dicen todo, sin necesidad de rellenar más guion. Cine, en mayúsculas, con negrita y todo eso. Cine, del que creíamos extinguido.

Ad Astra no es una película para todo el mundo, a partir de la primera hora, se convierte en una maravilla de elipsis narrativas, diálogos internos de personaje con voz en off y planos largos con una banda sonora que a más de uno le habrá provocado ataques de ansiedad. No, no es una película al uso. No esperes divertirte, igual que uno no se divierte contemplando una belleza lejana, inhumana, totalmente imparcial. Es una película que no está hecha para divertir sino para fascinar, para dejarse llevar. No esperes ver tampoco una película científica, ni una aproximación de como será la astronáutica en veinte años. No, es Space Ópera e ignora con cariño muchas leyes físicas en el espacio, así como muchas, muchas otras cuestiones prácticas. Pero ¿sabéis qué?, mucho mejor así. Se ahorra metraje teniendo que explicar y justificar cosas que nada aportan a la historia. Al fin y al cabo, estamos hablando de una excusa para mostrar un viaje alucinante al límite del sistema solar, y de paso, mostrar de tapadillo como la humanidad destroza todo lo que toca, dejándonos unas pinceladas que darían para mil y una historias sobre la colonización de la Luna, Marte y el espacio.

¿Recomiendo ir a verla? Es complicado recomendar películas, sobre todo películas como esta, lentas, irreales, con personajes distantes e historias que te dejan fuera, tras el cristal de la realidad. Como he dicho antes, no es una película para cualquiera, pero si te gustó 2001 Odisea en el espacio, o La llegada (The arrival) o Moon, muy probablemente te guste esta película. Si lo que buscas es una película palomitera para pasar el rato, huye como la peste de esta película, acabarás insultándome. No digas que no te avisé.

3 comments

  • Alexander

    22 septiembre 2019 at 2:30 pm

    Hola, Nicholas, con tu permiso (y ya que no tengo nadie más con quien comentarlo) me permito el lujo de contestar tu artículo y ofrecerte mi punto de vista sobre la película. Antes, un par de detalles, la space opera (u épica espacial) no es un género que ignore las leyes de la física. De hecho la mayoría no lo hace. Lo que sí caracteriza este género es la aventura y el sentido de la maravilla. Tú mismo dices que la película no está hecha para divertir (contradice la SO) pero sí para fascinar (estoy muy de acuerdo. En cuanto a otros filmes con esta producción también estoy de acuerdo, desde Interestellar, La llegada o Gravity no veíamos algo de este calibre. El problema no tiene que ver con la parte técnica (fotografía, música y actuación, es todo sobervio), sino con el guion que no tiene ni pies ni cabeza.

    Procedo a comentar con Spoilers, por si alguien va a seguir leyendo este artículo. Voy por partes… ¿Para qué la voz en off que sobreexplica todo? Ya sé que Brad Pitt está pasando una crisis paternofilial sin necesidad de que me lo diga cada 5 minutos. ¿Que lo está pasando mal rumbo a Neptuno? Claro, me lo explica el film. Pero no, necesitan meterme su narración de fondo por si tengo encefalograma plano y no lo entiendo. A ver, por orden. Llega a la Luna en un viaje muy parecido a un vuelo lowcost. Llegamos y vemos que el capitalismo está allí bien asentadito. Hasta aquí genial. Pero tienen que ir a la lanzadera que está a tomar por saco y cruzar una zona de guerra. ¿Por qué? ¿Por qué hay bandidos? ¿Por qué los bandidos intentan matarlos? ¿Por qué no construir la lanzadera más cerca y en una zona segura? ¿Cada vez que van al cohete pierden tantos rovers? En el espacio paran a socorrer a una nave científica. ¿Qué sentido tiene esta escena? ¿Cómo respiran los monos en esa cápsula? «ah, es una crítica a la ciencia». ¿Ah sí? ¿Qué critíca? ¿Por qué aquí la única voz en off es Brad Pitt diciendo que empatiza con su rabia? Que alguien me lo explique porque la peli no lo hace. Siguen si viaje y aterrizan en un Marte que parece más una prisión de alta seguridad que otra cosa. Y… le hacen grabar un mensaje para su padre y lo devuelven a la Tierra. ¿Todo este viaje, costosísimo, para grabar un mensaje? ¿No podía grabarlo en la Tierra? Y si en realidad es que ahora ya no confían en él, ¿por qué no grabar el mensaje antes desde la Tierra? ¿Quién es SPACECOM y por qué son tan malos? Y ahora llega el despropósito más grande. A partir de aquí la peli no tiene sentido alguno. Pitt se cuela en un cohete (nunca vemos como, pero en menos de 10 segundos sube una escalera y entra en un cohete que ya estaba despegando). Mata a todos en la nave (por qué, again). Y va para Neptuno. Allí se nos hace incapié de nuevo en todo el tema del rayo antimateria, pero en un ratito se olvidan. ¿Qué es? ¿Por qué sigue en marcha? ¿Qué hace? Y seguimos. ¿El padre ha vivido allí 30 años? ¿En gravedad cero? ¿Sin comida? Es imposible. ¿Los cadáveres no se han podrido en 30 años? ¿Por qué no se ha desecho de ellos? ¿Por qué siguen ahí? O el Pitt que vuela a través del cordón de asteroides como si fuera Thor, ¿qué sentido tiene esto? Es que no me puedo creer que nadie se haya tragado esta patraña. Es el super macho que después de vencer a su padre resurge y de una patadita supera el tirón de gravedad de un planeta y no acaba reventado por las rocas que rotan a su alrededor. ¿y luego vuelve directamente a la Tierra en una cápsula SIN COMIDA NI AGUA, en un viaje que debería durar AÑOS? Yo lo siento, pero hace falta mucho más que pseudofilosofía y fotografía bonita para contar una buena historia, y esto, desde luego, no la es. Si el guion hubiera simplificado (o al revés, hubiera decidido fliparse de verdad) creo que hubiera ganado mucho, pero es terrible. Inaceptable.

    Reply

  • Jimmy Olano

    23 septiembre 2019 at 1:05 am

    Veamos, vamos, repaso mis convicciones: toda película debe tener un buen libreto, ese es un requisito indispensable, esto implica que debe ser bien llevada la trama para la creación de un verosímil… Se han visto casos de libretos que son salvados por el director o los actores, como por ejemplo Rambo I donde inicialmente era tan desastroso que el propio Stallone se negaba a protagonizar, hasta que transformó el guion e hizo que el protagonista tuviera un halo de empatía (vamos, que simplemente disminuyendo la cantidad de gente que mataba en la película…). Si éste es el caso, de un Brad Pitt que no «se da a querer», pues que va a ser bien lento el filme. Ahora bien, volviendo al tema de la fotografía, los efectos gráficos, son importantes pero en segundo plano. y en eso es que interviene el director(a) y hace su respectiva magia.

    En cuanto a la violencia, pues que me he cansado de ella (también he tenido mi sobredosis por muchos lustros), en el siglo veinte era fanático seguidor de «Pesadilla en la calle del Infierno», Pinhead, Chucky, etc. y ahora pues que no me parecen relevantes para una buena película (y sí, aquellas eran malas, sin guion alguno o tan solo el necesario para poner las muertes).

    ¿Qué de las actuaciones de Donald S. y Tommy L. J. en esta oportunidad?

    Reply

  • Óscar Iborra

    23 septiembre 2019 at 11:15 am

    Hola!

    Por algo no quería leer tu entrada antes de escribir yo mi alegato… porque sabía que ibas a hacer un análisis potente y que, además, te había gustado. Y no quería caer en la tentación de modificar mi opinión. Así que me he esperado a poner mi propia entrada a disposición pública para su escarnio y entonces he venido aquí a leer la tuya.

    La película ignora las leyes físicas en el espacio (y hasta que no has hecho mención a lo de Space Opera no lo había visto así) Pero hay otras cosas que son… a ver cómo lo digo. Un ejemplo, la escena de la persecución lunar. Ahí me dije «me voy del cine». O sea, (atención, leve spoiler) ¿llevamos años en la Luna y en Marte… y no somos capaces de hacer un recorrido de cuánto, un kilómetro, sin llevar escolta ni armas, sabiendo que hay maleantes?

    Al lío. Lo de «viaje interior en el espacio exterior». A ver, que yo si salen naves y el espacio, no necesito más. Pero esto es como cuando te pruebas una chaqueta que te queda grande: sí, la chaqueta es preciosa y tiene un corte perfecto, pero chico, uno no la rellena. Y esa es mi impresión con la película.

    Pero es lo bueno de esto, que puedo ver la película con tus ojos (metafóricamente…) Y que tu análisis me gusta mucho. Normal, es que eres bueno escribiendo.

    Un abrazo!

    Reply

Deja un comentario, me encantará contestarte

Tu email no será publicado

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

kubrick

Apúntate a mi lista de correo

Mi lista de correo sirve para enviarte por email una recopilación de mis últimos artículos cada tres semanas. Así no se te pasará nada de lo que escriba. Te prometo que no le daré tu email a nadie ni te venderé descuentos en viajes a Marte, esto queda entre tú y yo. Bueno, y cualquier visitante del futuro que conozca nuestro destino.

¡Ya te tengo fichado! ¡Gracias!

Por fin está aquí.

Por fin está aquí.

Seis historias de amor en tres universos distintos. Huyendo de géneros y etiquetas. Escapando de lo convencional y enfrentados a un futuro incierto esta novela habla del verdadero coste de ser humano y de las elecciones que a veces tomanos para no dejar de serlo.

Continuación de mi primera novela, "11,4 sueños luz" pero que puede ser leída de forma independiente.


480 páginas. Disponible en papel y eBook

You have Successfully Subscribed!