main

Ciencia FiccionSeries de Television

Incorporated: serie de ciencia ficción ciberpunk

15 marzo 2017 — 1

incorporated-ciencia-ficcion-oscura-960x539.jpg

Incorporated es una serie de SyFy de ciencia ficción ciberpunk. Una muy buena serie, que pese a contar tan solo con una temporada, dejará una huella dentro del género. Estrenada a finales de 2016, terminó de emitirse el 27 de Enero de 2017. Cancelada por la mala audiencia, su final, aunque cierra algunas tramas, deja algunas en el aire, pero os aseguro que merece la pena verla.

Incorporated como distopía futurista

Dentro de las distopías futuristas cercanas, INCORPORATED deja huella, mostrando un mundo completamente dominado por dos grandes corporaciones. Siguiendo los cánones del Ciberpunk, encontramos un thriller donde la parafernalia técnica (implantes, manipuladores de recuerdos, armas tecnológicas, drogas) sirve para contar una historia muy humana, la de un skint extremadamente hábil con la tecnología que consigue manipular su pasado para infiltrarse en la élite dominante. Los “trajeados” (o suits), que viven en las “Green zones“, alejados de la vida de miseria en los bajos fondos o “Red zones” donde por dinero, puedes conseguir cualquier cosa. En el aspecto técnico, especialmente la fotografía, la serie lo borda. El reparto, algo irregular, recupera a Julia Ormond, que clava el papel.

Si has leído mi novela, “11,4 sueños luz, el paralelismo con ella es enorme. Yo hablo de piso cero, ellos de Red zones, yo hablo de mugrosos, ellos de skinkt. Mi protagonista, igual que el suyo, es alguien que no es quien dice ser, y en general, se muestran los mismos problemas de una sociedad donde se ha perdido la humanidad, tanto en la élite como en la pobreza. En este sentido, el trasfondo de ciencia ficción social y humana, está realmente bien logrado, mucho más que en otras series con temática ciberpunk como puede ser Caprica, otra serie que tuvo el mismo final: cancelada. Y de nuevo, otra serie que pasará a la historia como algo que pudo ser y no fue, por la maldita audiencia.

incorporated ciudad futurista ciencia ficcion

Distopía futurista. Desastre ecológico y corporaciones

El protagonista, Aaron, o Ben, según para quien, oculta un pasado como skint, un refugiado climático, en un mundo que tras drásticos cambios, ha transformado el planeta, provocando que por debajo de la latitud de Canadá, todo sea un gran desierto. Curiosamente, en la serie nombran a España, como un desierto inservible. Este gran drama planetario ha hecho que los gobiernos en todo el mundo se desmoronen y solo la férrea disciplina del super-capitalismo ha hecho que una parte de la humanidad pueda sobrevivir. Una pequeña élite, incluso de forma notable y cómoda, a costa eso sí, de depredar la sociedad en una suerte de capitalismo extremo, donde todo, absolutamente todo, tiene un precio. Dos grandes corporaciones, Spyga e Inazagi dominan el mundo y la vidas de la humanidad hasta el punto de condenarla a la ruina por satisfacer a los accionistas.

Si la subida en esa pirámide social es dura, la caida lo es más aún, perdiendo no solo el dinero y la posición, sino también a los hijos y los propios recuerdos, ya que se consideran PI (Propiedad Intelectual) de la corporación. La aproximación al mundo de las meta-corporaciones que se plantearon en el Ciberpunk clásico de Sterling y Gibson es muy buena, aunque caiga el cliché visual de todas las películas y series que se han hecho sobre el tema.

incorporated ciencia ficcion

En resumen, estamos hablando de puro ciberpunk llevado a una serie de televisión, y es un mensaje que como se ha vuelto a demostrar, no es muy comercial. El ciberpunk lleva implícito una fuerte crítica social que ataca el capitalismo y a las grandes empresas. Nos dibuja un mundo desolado, no por la pobreza, el caos social y la debacle ecológica, no, es una radiografía del mundo actual sin edulcorar, nos muestra el esqueleto de la sociedad moderna actual y lo que podría pasar si ciertas estructuras sociales, cada vez mas precarias, dejaran de existir.

Prostitución corporativa

Nos muestra como una joven -y guapísima muchacha- Denyse Tontz vende su cuerpo como prostituta corporativa para poder pagar las deudas de su familia, o como un joven idealista pragmático -el protagonista- se transforma poco a poco en lo que más odia, demostrándonos que los monstruos no nacen monstruos, sino todo lo contrario, son idealistas que una vez quisieron cambiar en mundo, y que en el proceso, se transformaron el motor del cambio, justo lo que ellos una vez odiaron. Al final, todos venden su alma por sobrevivir en un mundo hostil.

INCORPORATED -- Season:1 -
(Photo by: Gavin Bond/Syfy)

Incorporated tenía un buen potencial, pero creo que el mensaje es demasiado oscuro, demasiado sucio y políticamente incorrecto. A pesar del intento evidente de no regodearse en ninguna imagen sórdida, existen pequeñas secuencias extraordinarias, que con unas pinceladas y sin mostrar nada, logran transmitir la realidad de un mundo donde no existen límites y hacer que uno se remueva en el asiento. Pasa por encima de temas actuales como el feminismo, la bisexualidad y el ecologismo y no se detiene en ellos, los aplasta sin piedad.

Los productores de Incorporated, Matt Damon y Ben Affleck quizás no sabían donde se estaban metiendo, el pecado de la serie es intentar tener profundidad de historia y a la vez intentar ser comercial, creo que es imposible hacerlo y sobrevivir. Yo creo apreciar los toques de auténtica calidad, pero la mayoría de la gente se quedará en que Incorporated es una serie oscura y con poca acción que acaba deprimiendo, como ha pasado antes en Caprica, Firefly o Stargate Universe. El lado oscuro del alma, no es comercial. Le deseo mucha suerte a Black Mirror, pues con su formato ha logrado sobrevivir.

Incorporated tiene un par de personajes muy bien logrados, como Laura Larson, interpretada por Allison Miller, otra actriz muy guapa. Laura es la mujer del protagonista: una niña de mamá consentida, que poco a poco, va transformándose en un personaje con personalidad y con esencia propia. Alguien que comienza ciego y poco a poco abre los ojos. Una médico de profesión que descubre que el mundo está herido, y que aunque poco puede hacer, intenta cambiarlo. De la mano de ella, aparece otro personaje fantástico, Goran, un héroe en un mundo podrido, interpretado por uno de mis personajes favoritos de Galactica, el teniente Agathon. Lástima que no volveremos a verlo en una segunda temporada, el romance y la tensión entre esos dos personajes estaba asegurado.

incorporated syfy

Necesitada de audiencia, Incorporated incorpora un par de tramas que son lo único que la desmerecen, como la presencia de un “medio hermano” del protagonista que se hace luchador para sobrevivir en el mundo que le ha tocado vivir. Esta es la única parte de la serie que me parece que sobra, ya que parece una mala copia de las películas que se han hecho sobre MMA (Artes Marciales Mixtas) y circuitos ilegales de peleas. Se utiliza para mostrar a la élite, pero cae en el mas manido de los clichés, lástima porque el personaje daba para mucho más. Épica la escena donde la prostituta le “calma” el subidón de droga que emplea para luchar en el capítulo 7.

Espero vuestros comentarios aquí debajo ;)

Ciencia FiccionSeries de Television

Por qué no me gusta West World

6 enero 2017 — 11

westworld.jpg

Este es el típico artículo con el que no haces amigos, lo sé. Me prometí a mi mismo hace tiempo, no hablar en internet de fútbol, política o religión. Pero hay temas que son una versión más moderna de lo mismo: los veganos, la tauromaquia, el feminismo y West World. Tengo la sensación de que cuando más escribo, más me hundo en el negro barro de mi propio destino. ¡Allá voy!

Supongo que todo el mundo sabe que Westworld está basada en una idea existente, ya filmada como película con el mismo nombre en 1973 y que previamente había sido escrita en una novela por Michael Crichton,

El guión de West World está firmado por Jonathan Nolan (ojo, no confundir con su hermano Christopher) y Lisa Joy. Está producida por HBO (sí, la de “Juego de tronos”). El propio Nolan, en una entrevista confiesa que para escribir la historia, se inspiró en las ideas de Dick y los videojuegos BioShock Infinite, Red Dead RedemptionSkyrim  y Grand Theft Auto. A ver, son unos de mis juegos favoritos y uno de mis escritores fetiche, pero espera… ¿no será ESO exactamente lo que quiero oír?

Sigamos adelante. Desde el primer capítulo de West World nos queda claro el concepto. Los robots están diseñados para que los humanos hagan con ellos lo que quieran y se diviertan sin límite. Dejan claro en la introducción que los robots no pueden herir a los humanos y que siguen una historia grabada en sus cabezas. También nos informan de que algunos de ellos tienen un defecto o un problema que les lleva a pensar que hay algo más. Cualquiera que haya leído un libro de Dick sabe que jugar con la realidad nunca es tan fácil. Es más, hasta el más despistado, cuyo único contacto con la ciencia ficción es a través de las figuritas del Happy meal del McDonalds, sabe que un robot humanoide luchará por su libertad y terminará matando a un ser humano.
Va grabado de serie en todos los guionistas de Holywood, yo creo que esa pregunta siempre cae en el examen final antes de graduarse.

Bien, desde el minuto uno el espectador ya sabe lo que va a ocurrir. Lo que no sabe es cómo. Es algo parecido a lo del mayordomo asesino. Una fórmula un poco antigua de llevar un misterio, pero ¿por qué no? La serie se desarrolla despacio, pero a su ritmo, y hasta el episodio siete no empieza el primer giro de guión relevante. No pasa nada, otras series tardan en arrancar. El siguiente giro inesperado ocurre en el capítulo final, el décimo. Luego termina y uno cambia de canal. Sin sentir nada, igual que uno de los hosts con el umbral de los sentimientos desactivado. ¿Y bien?, se pregunta uno. El final me provocó casi una carcajada por lo delirante, como al vaquero chungo de negro. ¿Ya?

No voy a hablar de los posibles fallos en la línea temporal de West World, ni de como un personaje puede ser tan linealmente plano durante 35 años, ni de como pueden afectar casi cuatro décadas a los avances en la tecnología (especialmente robótica e inteligencia artificial) ni de las implicaciones de los posibles cambios en una gran empresa o en la sociedad en conjunto. Son tantas pegas que para qué. Al fin y al cabo yo soy de esos a los que no les molesta que haya explosiones (con sonido) en el espacio. ¿Que más darán esos “pequeños” detalles? Las espadas láser pueden ser divertidas, los robots también.

Powerup!
Powerup!

Lo que más daño me hizo, sí, y digo daño, es que la mala del cuento (Maeve, la madame) sea capaz de subyugar a dos humanos con tanta facilidad. Y todo ello por que alguien subió su “atributo” de inteligencia y mala leche al máximo, como quien pone el microondas a tope. Un powerup narrativo. La seta de Mariobros. Semejante “atajo” creativo me hizo vomitar. Que además me hablen de Phillip K. Dick como para ver si cuela provoca que mi sangre hierva. Se puede perdonar casi todo, pero no que en una historia cuya base argumental es la inteligencia artificial simplifiquen el concepto de inteligencia a ese nivel.

La mayoría de personajes son de chiste fácil: el guionista británico histriónico, el jefe de seguridad con los cojones de titanio, por lo no hablar de la propensión de las jefas a cepillarse sus activos materiales. Además, y lo peor de todo es que dado que los personajes no tienen verdadera personalidad -y los que tienen son todos unos psicópatas de manual, como el doctor Ford- logran que en el fondo, te de igual lo que les pase. Es decir, sigues viendo la serie para ver si revientan todos de una vez. Hasta los personajes secundarios que viven y mueren, con cara de corderillo te empiezan a dar igual. Es divertido ver como los violan, acuchillan y escupen. Va anestesiándote. Ya ni te fijas en los desnudos integrales, ni en las orgías ni te haces preguntas delicadas sobre los verdaderos límites del macabro juego de West world. ¿Sería a eso a lo que se refería Nolan cuando hablaba de Skyrim?

west world
Tiene un rostro interesante, pero… ¿llega a tener alguna frase de diálogo que aporte algo esta chica?

Quizás sea esa la verdadera historia que quería contar Nolan en West World: cómo los propios espectadores, al igual que los jugadores de su mundo, se deshumanizan con tanta carnaza, violación y liberación de bajos instintos. Todo vale con tal de entretener ¿verdad señor Nolan?, incluso hablar de Dick y limpiarse después la mierda del zapato en su tumba. Pero me temo que la inmejorable fotografía y las interpretaciones profesionales de Jeffrey Wright y Anthony Hopkins eclipsarán el verdadero problema de esta sátira sobre la inteligencia artificial y el alma humana. Ah, perdón, que no es una sátira, que va en serio.

Ciencia FiccionSeries de Television

Por qué Doctor Who es ciencia ficción (y mucho más)

3 enero 2017 — 9

doctor_who_tardis.jpg

El otro día en una cena con un buen amigo salió un tema muy interesante relacionado con la ciencia ficción. Mi colega es quien me introdujo en la ciencia ficción cuando yo tenía catorce años, con Asimov bajo el brazo. Ahí es nada. Asimov y sus cuatro leyes de la robótica. Asimov, el de la fundación. Sí, tengo un amigo que ve la ciencia ficción desde el punto de vista “hard”. Ahora se estaba leyendo el segundo de la saga de Rama, de Clarke. El tipo es muy hardcore. Ingeniero, y además jefe de proyecto en una de las empresas de ingeniería aeroespacial más importantes de Europa. Y este buen amigo, va y me dice: “No entiendo por qué dicen que Doctor Who es ciencia ficción.

aviso: Este artículo ¡es más grande por dentro!

También hay que decir que mi colega se ha leído varias veces el Señor de los anillos y libros suplementarios, como el Silmarilion, al que yo no me he atrevido a acercarme a menos de 500 metros. Pues sí, hablemos del Doctor Who. Este artículo nace porque no tuve suficientes argumentos en su momento y me quedé con ganas de explicárselo. Es difícil, por que Doctor Who, es un fenómeno cultural, no una simple serie de televisión.

Según la wikipedia, el Doctor lleva en antena, producido por la BBC desde 1968, pero los auténticos frikis aseguran que es 1963. No tengo datos que lo avalen, salvo otros blogs que lo afirman, pero estoy casi seguro que es la serie de ficción más longeva de la historia de la televisión. Para colmo, sigue todavía en emisión con nuevos capítulos. Eso debería enviar un mensaje: no estamos hablando de cualquier cosa. Varias generaciones ingleses consideran ya Doctor Who como algo parte de su historia y de su cultura, igual que las cabinas rojas, los autobuses de dos pisos o el “God save the queen” de los Sex Pistols.

doctor who

Doctor Who es a los amantes de la ciencia ficción británicos, lo mismo que el té a los británicos en general. O eso sería yo si fuera británico. Representa una producción cuidada, con una imaginación desbordante y unas tramas que enganchan tanto a amantes de la ciencia ficción como de las series en general. Representa la unión progresiva entre lo antiguo (años 60) con lo más actual (Siglo XXI). Rara avis en la ciencia ficción, donde los decorados de una serie, diez años después parecen de cartón piedra. Doctor Who es tan especial, que hasta doce actores diferentes han encarnado a su protagonista. Más de medio siglo  en antena, bañando de color e imaginación a generación tras generación de ingleses. He de reconocer que les envidio. Tienen un referente cultural con nombre propio en la ciencia ficción.

Inteligencia y pasión

La serie narra las aventuras de un alienígena de forma humana conocido en toda el universo como  “el doctor”. Es el último de los Señores del Tiempo: una especie extraterrestre que viaja por el tiempo y puede cambiar de forma para regenerarse cuando está malherido. Hasta ahora siempre han sido hombres, pero tarde o temprano será una doctora o un hombre de piel negra. Actualizacion (4 ago 2017), ya es oficial, el Doctor nº13 será una mujer y su acompañante un hombre.

El caso es que el Doctor se enfrenta a todo tipo de amenazas, generalmente en forma de razas alienígenas poco amistosas. Visualmente es una mezcla entre las películas Norteamericanas de serie B de los años 50 y 60 y diferentes concepciones de la estética inglesa. Los malos y los decorados, como en la mejor tradición de la serie original de StarTrek, tan entre pena, asco y risa.

Estilo británico

El estilo del doctor
Una serie cuyo protagonista, tiene un estilismo propio y bien marcado.

Se podría decir que Doctor Who es la respuesta británica a StarTrek, pero con un humor y una estética muy, muy inglesa. La primera diferencia es que la mezcla entre lo que parece coña y lo que realmente lo es, es tan sutil, que a veces no existe. La otra diferencia, es que aunque todo pueda parecer una gran coña -como en “el enano rojo”-, no lo es. A veces las cosas más estúpidas tienen uno o dos dobles sentidos que a la postre, muestran una historia más profunda de lo que parecía.

En suma, se puede decir que lo que caracteriza al Doctor es su inteligencia, su humor y su pasión por el conocimiento. Grandes cualidades para un personaje que se caracteriza por encarnar -con el ejemplo- una visión de la existencia muy amplia, lo que hace que su moral sea a veces muy cuestionable y difícil de entender. Ah, y algo más….

El ingenio es lo importante

El doctor jamás emplea la fuerza para solucionar sus entuertos.

Sí, amigos, el Doctor lleva más de medio siglo salvando el mundo, que carajo, el universo entero -y el de diferentes dimensiones- sin emplear jamás la violencia, tan sólo el cerebro y la picardía que le caracteríza. Siempre con estilo propio. Según mi amiga Saya, tiene muchas fans femeninas, que ven al doctor con buenos ojos. Eso no le pasó nunca a Spock. Bueno, por lo visto también le pasa a Spock, pero amigos, parece que cualquiera en la ciencia ficción tiene fans femeninas menos yo, tendré que salir en la tele vestido con un pijama apretado algún dia.

Doctor Who no es una serie hecha para un público en concreto, se diría más bien que uno crece viendo Doctor Who. Sin darte cuenta  te vas amoldando a sus irregularidades, a sus rarezas británicas a la vez que te adaptas a  cada cambio de doctor. Mi favorito, por cierto, es David Tennant, sin duda, aunque el último, Peter Capaldi, no lo hace nada, nada mal.

david tennant
David Tennant, el doctor con más carisma y estilo de los últimos cuatro (opinión personal del autor).

Ficción, ciencia ficción y fantasía.

Si has llegado hasta aquí coincidirás conmigo en que Doctor Who no es ciberpunk, ni tampoco ciencia ficción hard, pero el trabajo de los guionistas es excepcional, sobre todo el de Russel T. Davies y Steven Moffat, quienes han firmado los mejores guiones de los últimos diez años.

Dalek
Daleks, los villanos mas chungos del universo. Son malísimos y parecen lamentables. Exterminate!, exterminate!. Adorables.

Entre los enemigos del Doctor podemos encontrar unos robots de aspecto lamentable (Cybermen), unos alienígenas en un exoesqueleto que parece una versión cutre de R2D2 (Daleks) y unas estatuas de piedra (Ángeles llorosos) que ni siquiera se mueven o hablan. Nadie daría un duro por ellos, sin embargo, a fuerza de ingenio, se transforman en unos malos increíbles, en una historia fabulosa, donde la tecnología, por cierto, es casi siempre secundaria. Quizás esto les moleste a los radicales “hard” como mi amigo, que necesitan una explicación para todo. El Doctor utiliza un chisme, llamado “destornillador sónico” que a modo de tricorder (Startrek) sirve como herramienta de diagnóstico o actuador ante la tecnología ajena. En el fondo, es una burla clara a aquellos que creen que un chisme puede ser realmente importante en una historia. Los personajes son lo importante, y sobre todo su humanidad, para lo malo y para lo bueno.

Destornillador sonico
¿Es una espada láser?, ¿es un tricorder?, no… ¡es un destornillador sónico!

Lo cierto es que si hay un desarrollo muy potente de argumentos de pura ciencia ficción, pero casi siempre partiendo del punto de vista psicológico -de personaje- o sociológico -entendiendo el por qué una raza entera quiere aniquilar a otra-. A veces se apoya en épocas históricas, pero nunca como parte de una trama de época, si no casi como una ucronía paralela a la historia. Pocas veces la serie se centra en detalles concretos. De hecho los mejores episodios de Doctor Who son aquellos en los que una guerra entre especies se desata sin que la humanidad sea siquiera consciente. La humanidad, y el Doctor, junto con sus improvisados asistentes o acompañantes, se encargan de reclutar refuerzos y encontrar ese punto débil que todo malvado tiene. Aunque sea una raza entera.

Los acompañantes

Otra de las señas distintivas del Doctor Who es que no va solo. Siempre le acompaña una persona, un humano. La mayoría de las veces, y en ocasiones, está de buen ver. Pero… nunca se lía con ella. Este es un tema también chocante: un héroe que no emplea la violencia y no se lía con la chica guapa. ¿Qué puede ofrecer?, pues precisamente eso: una alternativa diferente.

Amy Pond
La preciosa acompañante del 11º Doctor: Amy Pond. Sigo enamorado.

Los giros de guión a veces cubren varios episodios, y pueden hacer cosas que el cine no puede. Recuerdo con especial cariño la trama donde Rory Williams (el novio de Amy Pond) la espera durante 2000 años por amor. Es un giro de guión increíble donde mezcla pura ciencia ficción con una preciosa historia de amor. Solo Doctor Who puede hacer así. Nadie más es capaz de utilizar la imaginación para construir historias que son ya parte de la cultura cuasi-universal. Puede que no sea la ciencia ficción que uno espera, puede que no encaje en ningún género, por que Doctor Who es sin duda única en su género.

4 Agosto 2017 – Notas adicionales

Me han tirado la oreja y debo aclarar dos cosas: R2D2 es posterior a los Dalek, así que en todo caso, R2D2 es una versión robótica de los Dalek mucho más estilizada. Recordemos que los Dalek vuelan y R2D2 no, y que dentro están los aliens, que usan el Dalek como una especie de vehículo acorazado de combate. También aprovecho para mencionar que los Cibermen son en realidad seres humanos “robotizados” tras un proceso algo sangriento.

Ciencia FiccionSeries de Television

3%: Una serie de ciencia ficción diferente

8 diciembre 2016 — 1

3.jpg

Vayamos con las verdades por delante: Brasil no es un país conocido por su producción de cine de ciencia ficción. Es cierto que hay una genial película titulada “Brazil” de 1985 que narra una distopía sacada de una pesadilla de Kafka, pero no, en este caso, la serie de la que hablamos, 3% es una producción moderna, distribuida gracias a Netflix. Pura ciencia ficción distópica con tinte social y mucha, mucha tensión psicológica. Además, se puede atribuir el mérito de ser visualmente única y diferente a cualquiera que hayas visto hasta la fecha. Y eso no es moco de pavo.

3% netflix

3% es una historia post-apocalíptica, que narra un futuro cercano donde tan sólo un 3% de una población sumida en la pobreza y la anarquía llegará a formar parte de una sociedad privilegiada -la élite-, después de pasar por unos procesos de selección infernales, destinados a escoger a los mejores. La serie, fiel al principio de mostrar, no explicar, va dando pinceladas de la sociedad anárquica donde vive esa gran mayoría, y del mito que representa “el otro lado”: el lugar donde vive ese 3%.

Siempre me pasa cuando veo algo que no es de factura norteamericana angloparlante (USA o Canadá, tanto me da): uno rápidamente percibe una textura y un lenguaje audiovisual muy diferente. Me pasó con la sudafricana Charlie Jade y con la sueca Real Humans, y en menor medida con producciones inglesas como Doctor Who, Blackmirror o Torchwood. Es una gozada disfrutar de elementos tan diferentes con una historia tan psicológica, porque 3% es una infinita, larga y monstruosa versión retorcida de “el método Gromhölm“. Para los que no hayan visto la obra de teatro (o la excelente película), se trata de un método de selección diabólico para escoger al más capaz. Siendo el término “mas capaz” parte de la ecuación del problema. En este punto, si te gustó “11,4 sueños luz” en la parte de sus procesos de selección, deberías disfrutar mucho con 3% pues tiene un concepto muy similar. Menos mal que publiqué “11,4 sueños luz” un mes antes de que emitieran 3% :-)))

Muy en la línea de 11,4 sueños luz, 3% narra con su picante y colorido acento brasileño, como el mundo se reduce a una gran favela. Los “elegidos” para la prueba -todos aquellos que cumplen 20 años- son ciudadanos que parten más o menos del mismo nivel de miseria, pero con diferentes expectativas, ya que “el proceso” es para algunos más una religión que algo real. Para otros representa la única forma de prosperar, el único camino que queda ante una existencia gris y patética. La historia se centra en seis personajes protagonistas, y los vemos pasar por todas las pruebas, con muchas dificultades y sufrimiento. La serie no decae en ningún momento y mantiene la tensión en sus ocho capítulos sin parar. Todos -todos- los personajes tienen una historia compleja detrás, y el final desvela el secreto mejor guardado del guión justo en su debido momento, Una bomba de relojería muy bien hilada, donde cada participante de la historia coral, recibe tarde o temprano su dosis de realidad o como dirían los ingleses “payback” en algo que no soy capaz de expresar en castellano. Pocas veces se puede ver en una serie a personajes tan bien definidos y una historia tan sólida. Además no utilizan el sexo ni las caras guapas para la historia, aunque quedan claro que también tienen actrices guapísipas, con la aparición de la esposa del director del proceso a mitad de la serie.

3%

No me cabe duda que en otoño de 2017 estaremos disfrutando la segunda temporada. Es una de las mejores series de ciencia ficción de este año. Y lo mejor… es que no se pega ni un solo tiro.

Ciencia FiccionSeries de Television

SGU – Stargate Universe: La serie de ciencia ficción que no pudo ser

6 noviembre 2016 — 7

stargate-universe.jpg

SGU o Stargate Universe, emitida en 2009 y con dos temporadas fue el último intento de la franquicia por exprimir al máximo el fenómeno Stargate. El concepto inicial y el tono empleados esta vez son opuestos a lo que nos tenía acostumbrados la serie clásica: un ambiente oscuro y sobrio, y un trasfondo más maduro, con protagonistas atormentados, con un pasado turbulento e historias inacabadas. El planteamiento inicial es brillante: un equipo “B” se enfrenta a un gran reto para la humanidad: conocer a los creadores de los Stargates, una raza de alienígenas con conocimientos fuera de lo imaginable. Es un grupo de personas no preparadas para un reto así, pero no les queda otro remedio ya que no tienen vuelta atrás: han quedado aislados de la humanidad tras saltar a una nave alienígena en un universo a cientos de miles de años luz. Tan lejos que no hay energía suficiente para conectar de vuelta a la Tierra a través del Stargate de la nave donde han quedado varados, una nave de los Antiguos, gigantesca, llena de secretos y… completamente vacía.

star-gate-universe

Al más puro estilo Startrek Voyager (se podría decir que es un plagio si no fuera por que la idea se remonta a “La odisea” de Homero), la extraña tripulación, compuesta de algunos terroristas, tropas leales, un equipo de investigación de segunda y soldados de reemplazo de tercera fila, viajará a los confines de un universo totalmente desconocido. En cada capítulo de Stargate Universe se enfrentarán a retos diferentes en cada uno de los planetas a los que se acercan, y sobre todo al problema de no poder controlar el rumbo de la nave, que tiene sus propios planes. Si alguien se queda atrás, no podrán hacer nada. En sus viajes, descubren más cosas sobre los Antiguos, la raza creadora de los Stargates y algunos enemigos ya conocidos.

El casting de Stargate Universe es bastante regulero, siendo el único actor destacado Robert Carlyle que interpreta al profesor Nicholas Rush, un genio sabelotodo bastante antisocial, y sin duda, el único que muestra verdadero carácter en la serie, con un personaje demasiado exagerado, pero interesante. El otro personaje peculiar, Eli Wallace, lo presenta David Blue. Es un estudiante del MIT, un cerebrín, y representante del friki perfecto: Listo, gordito, incapaz de callarse y por supuesto, virgen. Es el único contrapunto cachondo de la serie, y el único personaje más o menos creíble. El resto del reparto hace su papel. La incidencia de chicas guapas y con cuerpazo es especialmente alta, lo mismo que un número de protagonistas masculinos cachas que como ellas, no pierden momento de enseñar cuerpo. La simpleza argumental no deja mucho más cuando encierras en una nave a tanta chavalería junta sin nada que hacer.

SI habéis visto Stargate o Stargate Atlantis, esta serie es bastante diferente en casi todos sus aspectos. De tan oscura que es, se torna deprimente tan pronto van pasando los primeros capítulos y uno descubre que del brillante planteamiento inicial, no hay mucho más. Es especialmente destacable el hecho de que su supuesto protagonista, y líder del equipo, tiene un personaje tan poco carismático que no suele ni aparecer en los carteles promocionales, y eso que es el personaje que más minutos se come en general. Su extraño humor, tirando a depresivo, lleva a pensar que quizás pretendían hacer un antihéroe, pero me temo que hay demasiados personajes que le comen por las esquinas, y le arrebatan el papel de héroe. Al final, el líder del grupo parece que simplemente “pasaba por allí” por lo que el resultado final, es el esperado: un desastre.

Stargate Universe no logró renovar una tercera temporada, y aunque hicieron una especie de final, la serie terminó claramente en un coitus interruptus. Sin embargo, la extraña elección de sus personajes protagonistas, junto con algunas subtramas dispararon algún extraño mecanismo en mi cerebro que hace que la recuerde de manera especial. Es la razón por la que estás leyendo este pequeño artículo. Una de las claves es el protagonista: el actor Louis Ferreira, que interpreta al Coronel Young, un personaje inclasificable, lleno de conflictos y que desde el punto de vista de la interpretación, debió presentar un reto por lo absurdo que es. Sin embargo como actor logra transmitir muy bien esa sensación de “yo me pegaría un tiro, pero tengo un deber para con mis hombres, los que por otro lado me importan una mierda“. Un mensaje de los que me calan hondo, ya que en mis propios universos, esos son los personajes que me gustan. Vencidos una y otra vez por la vida, y que aún así siguen para adelante.

coronel young stargate universe
Coronel Young

La única trama interesante, y de lo poco que se puede recordar de la serie, es el mecanismo de transmutación de cuerpos instantáneo que hace que desde la nave puedan intercambiar con la tierra la “consciencia” de dos cuerpos en la distancia, de forma que alguien en la nave, se intercambie la mente con alguien en la Tierra. De esta forma, por turnos, todos los tripulantes tienen un día en el que, en otro cuerpo, pueden visitar a sus seres queridos en la Tierra. Esto plantea las mejores tramas de la serie, aunque el guión deje mucho de desear, pero algunas de las ideas que plantea son realmente interesantes.

En definitiva, Stargate Universe es una serie que el tiempo ya ha olvidado, pero que os recomiendo que veáis, al menos los primeros tres o cuatro capítulos. Luego ya, depende de vosotros ;)

Ciencia FiccionSeries de Television

Lexx: Ciencia ficción bizarra

2 octubre 2016 — 5

lexx-ciencia-ficcion-bizarra-960x728.jpg

Lexx es la serie de ciencia ficción más extraña que se haya emitido jamás. Si no estáis de acuerdo, os reto a que me digáis una más extraña en los comentarios. Creo que es la única serie de ciencia ficción alemana, por si eso os sirve para prepararos a lo que os voy a contar ahora. Así que comenzamos sin más demora con las sorpresas.

Lexx es una serie de ciencia ficción co-producida entre Canadá y Alemania que consta de cuatro temporadas, emitidas entre 1997 y 2002. Es una serie muy poco conocida, y probablemente proscrita entre los puristas de la ciencia ficción ya que a pesar de que se trata de un Space Opera “épico” con mucha tecnología y arco de acción de más de 6000 años, la tecnología está más cerca de la magia que otra cosa.

Brazil - Futuro oscuro, axfisiante poder del estado
Fotograma de Brazil, peliculón que debes ver.

Si has visto Brazil, la genial película de Terry Gilliam se podría decir que el comienzo de Lexx recuerda un poco a esta genial película, y que es una especie de primo lejano bastardo de ciencia ficción fantástica, totalmente alejada de la Tierra o de nada que conozcamos, pero ambientada en una absurda distopía burócrata y opresora que recuerdan mucho a Brazil. Visualmente también tiene algunos puntos en común, ya que es muy oscura y con cierto toque de pesadilla visual.

Esta sería una gran introducción, pero me temo que las grandezas académicas se paran aquí. La serie está orientada a un público masculino y la mayor virtud de la serie es la protagonista Eva Habermann (primera temporada) y Xenia Seeberg (segunda y siguientes). El uso del sexo como reclamo es desde mi punto de vista excesivo, grotesco, pero a veces divertido. La mezcla visual es indescriptible, es una gran vomitona ácida de elementos visuales de finales de los noventa aunque con muchas reminiscencias del período mas hortera de los ochenta. No obstante, tiene un fondo oscuro innegable con muchas referencias a lo gótico. Las primeras temporadas son bastante mejores que las últimas

El comienzo de Lexx es bastante impactante, quizás lo mejor de la serie. El resto de capítulos son desquiciantes y fantásticos. Se podría decir que es más fantasía que ciencia ficción, pero lo cierto es que tiene más de lo primero que de lo segundo, aunque cualquier purista de la ciencia ficción que haya visto esta serie, probablemente le escuezan los ojos, lo mismo que “Enano rojo” u otras series que no parecen tomarse demasiado en serio la parte de “ciencia” en el binomio. Lexx tiene argumentos complejos, ya que las distancias, las cronologías y las relaciones entre los diferentes mundos, credos y grupos que componen la historia se separan por universos y miles de años. Aunque tenga un transfondo “épico” las historias y los personajes están bastante alejados de esta imagen y casi parecen una parodia de sí mismos.

Eva Habermann

Sí, lleva el pelo a juego con las uñas y el vestido: Eva Habermann.

El argumento de Lexx es tan fantástico y demencial que no tiene mucho sentido identificar la serie con él. Se podría decir que junta en una misma nave a cuatro personajes que no tienen nada en común:

Stanley, un divertido personaje que representa el lado mas absurdo de la serie, un burócrata de pacotilla, incapaz de sostener la mirada a la protagonista, Zev.

Zev, a pesar de parecer muy, muy humana no lo es (pero sí, lo parece). Un curioso personaje, destinada a ser esclava del amor y huida del sistema. Es el alma mater de la serie junto con Kai. En la primera temporada nos deleita con algunos planos y ligeros desnudos, pero la cosa se desmadra en las últimas temporadas. La simbología fálica está en uno de cada cinco planos en la serie, lo mismo que las curvas de Zev.

Kai, un ¿héroe? que parece sacado directamente de los universos oscuros de Tim Burton. Un personaje que habla poco y siempre es una incógnita. Lleva dos mil años muerto así que no está para achuchones.

Kai - Lexx
Kai. El héroe oscuro que lleva muerto seis milenios

790, la cabeza de un androide que está enamorado de Zev. Es una historia larga de explicar…

Lexx, como en Farscape, la nave está viva y tiene una historia detrás, tan compleja como la demonología de esta serie, que en lo conceptual es densa, y en lo concreto más bien decepcionante.

Aunque tiene sus fans, como “Enano rojo”, es una serie que no recomendaría más allá de los tres primeros capítulos para ver algo diferente, casi demencial. Pero sin duda, tiene personalidad propia, y muy definida. Si quieres ver algo diferente, aquí está esperándote Lexx.

Ciencia FiccionSeries de Television

Farscape: puro space opera.

25 septiembre 2016 — 4

farscape-farscape-FULL-960x1265.jpg

Farscape (1999–2003) es una serie de televisión de space opera, (un género principal dentro de la ciencia ficción). Producido originalmente por la cadena Nine Network, la serie fue escrita por Rockne S. O’Bannon y producida por Jim Henson Production y Hallmark Entertainment. Sí, los mismos que hicieron los teleñecos, fraggle rock y barrio sésamo. Pero sigue leyendo por que descubrirás como las marionetas de trapo pueden coexistir con la ciencia ficción.

peacekeeper wars
Sí, el bicho azul es una “marioneta” de la factoría Henson.

La serie terminó en la cuarta temporada y tras la monstruosa (nunca mejor dicho) presión de los fans de la serie, el coproductor Brian Henson logró cerrar la serie con una miniserie de tres horas llamada “Peacekeeper wars” el cual el propio Henson dirigió, y he de decir que de forma excelente. Es posiblemente una de las series de televisión de ciencia ficción con un final mejor cerrado. Después de eso han hecho comic books y se rumorea que hay una película en las primeras fases de producción (Un rumor de 2014).

¿Como es posible que una serie con marionetas ridículas y con un argumento que no sale nunca de la Space Opera haya calado tan hondo en un grupo irreductible de fans?

Fácil: los personajes son inolvidables. A diferencia del resto de series existentes, sólo un personaje es humano, el protagonista: John Crichton. Un humano catapultado a través de un agujero de gusano a otra galaxia. No a cualquier sitio no, aparece en mitad de una batalla entre naves. De alguna forma, acaba en un calabozo, con otro prisionero. Una terrible piloto enemiga del grupo que rescató a John: Aeryn Sun, de la raza de los Pacificadores (Peacekeepers) de aspecto humano, pero de biología diferente. El resto de los tripulantes de la nave son a cual más raro, algunos ni siquiera de aspecto humanoide.

El primer capítulo desborda la ciencia ficción y roza la fantasía dado lo variado de los personajes, sus historias y su colorido visual. Pronto, la personalidad magnética de los dos protagonistas (Aeryn y John) hará que cojamos cariño al resto, incluso a la nave: Moya, que también es un ser vivo, y de hecho tiene un hijo que se transforma en una salvaje nave asesina, aunque no quiero entrar a desvelar la historia, por que si algo tiene Farscape es imaginación sin límite.

farscape - john
El carismático John Crichton

Es difícil explicar por qué para mí Farscape  es sin género de duda una de mis series favoritas

Cuando a veces es casi infantil y cuando no hay ni un solo capítulo que plantee una trama sesuda de ciencia ficción, cuando lo más hard que se puede ver en toda la serie son los créditos del final. Sin embargo, si tuviera que elegir tres series entre las mejores del género, esta seria una de ellas.

Los guionistas de esta serie son especiales, y los actores, lograron una compenetración poco habitual. Tanto es así que los dos actores principales Ben Browder y Claudia Black participaron en algunos capítulos de Stargate y en un capítulo parodiaron a Farscape, como si de un auténtico crossover se tratara ¡¿cuándo se ha visto esto?!

stargate - farscape
STARGATE SG-1 — “Dominion” Episode 1019 — Pictured: (l-r) Ben Browder as Lt. Col. Cameron Mitchell, Claudia Black as Vala — SCI FI Channel Photo: Eike Schroter

El desarrollo de la serie tiene una mezcla muy equilibrada de capítulos auto conclusivos -tipo Startrek- y trama a largo plazo -rollo Babylon5- de forma que mantiene una historia personal continua. Otro elemento que la diferencia es el fondo de drama de toda la serie -sin necesidad de matar personajes- donde casi todos los personajes tienen un trasfondo con luces y sombras, incluidos los alienígenas, que por primera vez en pantalla, casi parecen alienígenas en vez de actores con las caras pintadas. Desde luego, mucho mejor que los klingons y los orejudos de Startrek, y no tan repelentes como los elfos de Babylon-5.

farscape_group

Se atreven a plantear tramas que duran 3-4 capítulos, mezcladas con los capítulos que abren y cierran historias de apenas cuarenta minutos, y además, siguen dibujando el arco de la historia que dura toda la serie sin interrupciones o cambios de rumbo inexplicables. Es decir, la serie tiene un fondo narrativo consistente y sin grandes lagunas o pérdidas de ritmo. ¿Ritmo?, por encima de todo, esta serie tiene acción, ritmo y personajes llenos de vida. Nada que ver con Andrómeda o la aburrida monotonía gris de Stargate Universe. Es pura space opera, capaz de meter alinenígenas en la Tierra -acompañando a John en una visita express-, o mezclar durante varios capítulos un clon del protagonista en una trama donde el personaje se desdobla en dos tramas paralelas. Una ficción que esconde, bajo sus personajes de trapo, guiones atrevidos, inteligentes y llenos a rebosar de imaginación.

No te dejes engañar por las apariencias, farscape es exactamente lo opuesto que firefly: la belleza está en el interior.

farscape-s02e07

Ciencia FiccionSeries de Television

Mas alla del limite. Series de ciencia ficción

12 septiembre 2016 — 3

mas-alla-del-limite-nsf.jpg

Mas alla del limite, o “The outer limits” en su título original es una serie de culto de ciencia ficción clásica. Si has nacido en los 90 probablemente no la hayas visto. Es una producción de televisión por cable de EEUU/Canadá que comenzó en 1995 y terminó en 2002.

mas alla del limite

“No le ocurre nada a su televisor. No intente ajustar la imagen. Ahora somos nosotros quienes controlamos la transmisión. Controlamos la horizontalidad y la verticalidad. Podemos abrumarle con miles de canales o hacer que una simple imagen alcance una claridad cristalina, y aún más. Podemos hacer que vea cualquier cosa que conciba nuestra imaginación. Durante la próxima hora controlaremos todo lo que vea y oiga. Está usted a punto de experimentar el asombro y el misterio que se extiende desde lo más profundo de la mente, hasta mas alla del limite”

Tenía una “marca” de la casa muy especial y un planteamiento muy interesante. Salvo excepciones, todas las historias empezaban, se desarrollaban y terminaban en esa hora escasa que duraba cada capítulo. Rodada con buenos medios para la época y con un elenco de actores de varios cientos de actores diferentes que participaron en los 154 episodios, repartidos en siete temporadas. Muchos de esos actores hoy son conocidos, y algunos ya lo eran en su tiempo. La serie es un “remake” de una serie anterior, de los años 60. Como en el caso de Battlestar Galactica, el “remake” superó con mucho al original. Siempre habrá alguien que no esté de acuerdo.

Mas alla del limite cubría todos los subgéneros de la ciencia ficción, por citar algunos: space opera, distopías políticas y sociales, cyberpunk, robots, viajes espaciales, científico/hard, alienígenas, viajes en el tiempo, etc. No dejaba títere con cabeza y las historias por lo general tenían un tinte algo tenebroso, donde los finales oscuros eran mayoría.

La serie no tiene ningún premio de mención, y aunque participaron decenas de actores hoy muy conocidos, ningún papel o capítulo destaca sobre el anterior. En 154 capítulos hay algunos muy malos y otros bastante buenos, pero en todas las historias había algo. Es la serie de C/F que más nos ha contado y que más variedad ha ofrecido en la televisión. La única serie de “historias” cortas que ha sido digna y fiel hasta el final en narrarnos ciencia ficción de calidad de manera entretenida.

De forma similar a Black Mirror, cada capítulo de Mas alla del limite nos contaba una historia muy concreta. Así por ejemplo Dark Rain hablaba del problema de la esterilidad mundial provocada por una guerra biológica, Final Exam del descubrimiento de la fusión fría, Stitch in Time de los efectos que provocaba un viajero del tiempo en la historia, había otro que hablaba de los efectos de la mutación en seres humanos como resultado de un experimento del gobierno. Todas historias diferentes, con caras diferentes.

Si todavía no la conoces, debes verla. Es un auténtico legado de Ciencia Ficción televisiva que no puedes perderte.

Ciencia FiccionSeries de Television

The expanse. La serie de ciencia ficción de esta década.

8 septiembre 2016 — 6

Expanse_hero_key_art-960x540.jpg
The expanse tiene toda la pinta de ser LA serie de ciencia ficción de esta década, como lo fue Galactica en la primera década de este siglo.

Bueno, es mi opinión claro. Todavía quedan unos años para que acabe la década y alguna otra se cuele en medio pero lo va a tener que hacer muy bien, y The Expanse muy mal.

La historia comienza doscientos años en el futuro. La humanidad ha conquistado el sistema solar, colonizado Marte y algunos asteroides. Nuestro protagonista, el detective Miller, nacido en uno de ellos, tiene que resolver la desaparición de la hija de alguien importante. El problema, es que la chica se ha metido en algo muy, muy gordo.

the expanse
Tycho station

Se podría definir formalmente The expanse como una Space Opera, como lo hace la wikipedia en español. Lo malo es que The expanse tiene ingredientes de películas como Atmósfera Cero, Blade Runner o Alien. ¿No son malos espejos a los que mirarse verdad? The expanse tiene acción como en Alien 2, personajes oscuros y atormentados como en Blade Runner, entornos cerrados, atestados de humanidad húmeda, como en Atmósfera Cero. Además de estos clásicos elementos que generan atmósfera, tienes elementos Ciberpunk, políticos -si has leído Marte rojo sabrás a que me refiero-, y acción espacial de la buena, no como en StarTrek. Además, la nave protagonista se llama Rocinante.

the expanse - ceres
Ceres – Estacion espacial en el asteroide del mismo nombre. Tiene hasta metro!

Lo único que le pido a la serie es que mantenga su calidad, basada en mantener una historia a largo plazo. No en vano la serie está basada en los libros de James S.A. Corey que no quiero empezar a leer hasta que no vea la segunda temporada al menos. Esto, a diferencia de otras buenas series del género, nos asegura que la historia tiene solvencia. De hecho, el cierre de la primera temporada es magistral.

La serie comienza algo despacio, presentando a los personajes, y el mundo complejísimo donde se desarrolla la historia. Tenemos colonos espaciales, que habitan los asteroides (llamados “belters”) que luchan por sus derechos, en una mezcla de lucha obrera sindical con mafia a la irlandesa. También tenemos a la corporación Terrestre que todo lo controla, y por supuesto, tenemos a los marcianos, que en su día, ya organizaron su guerra de secesión con La Tierra y que no se acaban de fiar de ellos. Entre todos esos, intrigas políticas, asesinatos, mafias, piratas espaciales, corporaciones con poderes sobre la vida y la muerte de miles de seres humanos, contrabando, ejércitos de élite espaciales, asteroides convertidos en gigantescas estaciones espaciales, tráfico de naves regulares intersistema y mucha, mucha imaginación en cada detalle.

the expanse - Thomas Jane
Thomas Jane

Mención especial merece el protagonista, Thomas Jane que dota al personaje que interpreta -un detective- un carisma muy especial, muy integrado en la atmósfera de toda la ficción. Hay muchos secundarios, y cada uno de ellos aporta su granito de arena en un reparto donde todos tienen su historia.

Si no la has visto, apúntatela. No es que lo diga yo, es que pronto será mundialmente conocida como una de las mejores series que se han hecho de ciencia ficción en televisión. Y ójala me equivoque, por que significaría que está por llegar una aún mejor. La primera temporada de diez capítulos salió a la luz en Noviembre de 2015 y la segunda temporada, de trece capítulos, comenzará en algún momento de 2017.

Ciencia FiccionSeries de Television

Real humans (Äkta människor). Una serie sueca de ciencia ficción

15 agosto 2016 — 4

Real-Humans-1-960x720.jpg

Real humans (Äkta människor) es una serie sueca de ciencia-ficción estrenada en 2012.

En un futuro muy cercano, los hubots (androides con aspecto humano) son vendidos y comprados como un  electrodoméstico más. Capaces de aprender de su entorno y dóciles como animalillos, se les puede programar con diferentes roles y personalidades. Rápidamente se han convertido en algo muy presente en la vida cotidiana. Los hubots, de aspecto casi indistinguible al de un ser humano, son empleados de forma masiva como dependientes de tiendas, trabajadores en la fábricas, asistentes personales, cuidadores de ancianos, enfermeras, conductores, asistentas el hogar, prostitutas, e incluso dianas móviles inteligentes para jugar a guerras de paintball. Este silencioso cambio social provoca el auge de una organización filofascista llamada ”Real Humans” (Äkta människor en sueco) que señala a los hubots como enemigos de la sociedad, ya que según ellos les quitan el trabajo a los humanos e incluso destruyen sus familias.

real humans
Hubots en proceso de reciclaje. Escalofríos ¿verdad?

La trama gira alrededor de un grupo de hubots reprogramados para ser libres, y su deseo de alterar el código del resto de hubots. Como transfondo de la acción, la sociedad se va preparando para hablar de la reivindicación de los derechos de los hubots y su reconocimiento como seres libres. La serie, ahonda en los retos sociológicos y los dilemas morales, mostrando una nueva subcultura más cercana a lo robótico que a lo humano. Trata con profundidad el tema de la soledad, y como afectaría a la sociedad el que de pronto todo aquel que está solo por una razón u otra pudiera tener un compañero fiel, que no se queje y esté siempre a su lado.

Quizás sea la serie de ciencia ficción de aspecto social más innovadora que se ha hecho, ya que muestra una sociedad profundamente cambiada, mostrando en el proceso lo peor de la humanidad: Egoísmo extremo, consumo compulsivo, sexo despiadado y otros dilemas morales. Real humans es pura ciencia ficción social.

Real-humans

La historia de “Real humans” tiene como protagonista una familia prototípica, pero con personajes muy bien definidos: la familia Engman. Aunque la familia es resistente a la moda de los hubots, acaba cediendo, ya que el abuelo es muy dependiente y su Hubot, está ya viejo y estropeado. Aunque Lennart -que así se llama- le cuida con mucho afecto, creen que necesita uno nuevo, sin ser conscientes de que el abuelo le quiere más que a sus propios nietos. El padre, aprovecha una oferta y se lleva otro hubot a su casa, para las labores del hogar. Lo que no esperan es que el hubot con cofia resulte ser una mujer atractiva y exótica. La madre inmediatamente desconfía, mientras los ojos adolescentes y lúbricos de su hijo ponen en marcha su imaginación. La madre no tarda en ver en ella una competidora, como madre y como esposa. El hubot, además tiene un plan premium que activa los servicios sexuales, y que el padre guarda en secreto.

real-humans-Äkta människor

Con el tiempo, vamos desgranando una trama que aunque flojea es más interesante. No solo existe un Hubot con personalidad, si no que hay un grupo de ellos, fugitivos, que buscan a su hermana perdida, que casualmente es nuestra hermosa sirvienta. Con el tiempo, descubrimos el origen de esos hubots, las relaciones que existen entre ellos, y más importante todavía: que cada uno tiene su propia personalidad y sus propios demonios. Como elemento transformador, uno de los personajes se rebela como un cyborg, mitad humano, mitad Hubot. Para colmo, luego descubriremos que algunos personajes que creíamos humanos, no lo son en realidad, y que otros hubots son más humanos de lo que parece. Un cóctel brutal.

Aunque el humor sueco es muy diferente al español, en “Real humans” hay cosas universales, como el miedo, la soledad, la curiosidad o la lujuria. Emociones que se transmiten con una franqueza desoladora. La serie ahonda especialmente en esos temas, y se atreve incluso con algunos como la fe y la religión. Mezcla con habilidad algunos elementos sorpresa y por desgracia se mete en algunos temas demasiado alejados de lo verosímil, con un par de capítulos muy flojos sobre el dilema moral sobre los derechos “humanos” de un hubot, para mi la parte más floja, junto con el “drama” familiar que se estira demasiado, convirtiendo a toda la familia en unos peleles poco creíbles, especialmente la madre que está siempre dopada con una sobredosis de ética.

real-humans-Äkta människor
Cartel del local “Hubot heaven” que aparece en la serie. ¿Bastante explícito verdad?

Lo mejor de la serie son los actores secundarios, especialmente Roger (Leif Andree), que aportan una humanidad pasmosa. Gracias a las máquinas, a veces descubrimos lo que significa de verdad ser humano. No he visto el “remake” Yanki de la serie, llamado “Humans” pero dudo muchísimo que pueda mejorar el sueco, ya que éste se centra en trama sociológica y humana, algo muy sutil y probablemente poco rentable. Un diez por la serie sueca pese a tener una segunda temporada floja y un final fallido, en mi humilde opinión.

Pero nada es perfecto, ni siquiera los hubots ;)

Ciencia FiccionSeries de Television

Sense8. Una serie de Ciencia ficción transgénero

10 agosto 2016 — 3

sense8.jpg

¿Qué tiene que ver Almodóvar con la C/F, y aun más, que tiene que ver Almodóvar con Sense8?. Volvamos a Sense8. Su concepción y producción está a cargo de las hermanas Wachoski. Perdón, ¿hermanas?….

Sí, hermanas. Ahora son dos mujeres, lo que nosotros entendemos (o eso creo) como transexuales y que los yankis han redefinido y ampliado con conceptos como transgénero, una terminología que no domino en absoluto, disculpad mi ignorancia, pero me pilla a desmano, los tiempos han cambiado muy rápido. Un término al que no estamos muy acostumbrados en España, pese a que somos una sociedad tolerante, seguimos llamando a las cosas por su nombre y tenemos unas etiquetas finitas para las cosas. Esta mentalidad en sus directoras condiciona muchísimo el desarrollo y la concepción de la historia, al igual que con Almodóvar la historia está cargada de sexo, lesbianas, gays y por supuesto, transexuales. Una historia así es probablemente la primera vez que llega al gran público, y de las primeras en aterrizar en la ciencia ficción, un género bastante regado de testosterona.

Aunque a mi personalmente no me gusta el ambiente LGBT, la historia, al igual que las historias de Almodóvar plantea personajes poco comunes, radicalmente diferentes de los que estamos acostumbrados y las mezclas son explosivas y rompedoras. Es un collage nuevo, una historia muy diferente. La historia junta a un conductor de autobús negro de Kenia, una rica empresaria de Corea del sur, un policía de Chicago, una hacker transexual de San Francisco, una DJ de Islandia, un actor de telenovela de México (aunque el actor es español), una biogenetista India y un ladrón de Berlín.

¿Qué pasaría si tu mente estuviera conectada a la de personas tan dispares y que nunca has conocido en persona?, ¿qué pasaría si supieras lo que ellos saben, sintieras lo que ellos sienten y pudieras ver el mundo a través de los ojos de forma que tu propia concepción del mundo cambiara al compartir pensamientos, vivencias y emociones profundas con un extraño?

sense8
Cosas que pasan cuando tienes una mente turbia conectada a otras mentes turbias

Este es el planteamiento de la serie. No arranca bien, el primer capítulo es de los peores, ya que se recrea demasiado en la presentación de los personajes; lento, lleno de lugares comunes y para alguien que no le agrada especialmente ver como se besan dos chicas o dos chicos se puede hacer pesado, pero superada esta etapa y gracias a las excelente actuación de la mayoría del reparto y de los primeros interrogantes, me quedé con la duda. A partir del segundo capítulo, ya estaba enganchado. Ahora, cuando escribo estas líneas ya ha pasado el ecuador de la primera temporada, y estoy absolutamente seguro de estar viendo una de las seres de C/F más innovadoras de los últimos tiempos, y sin salir de esta galaxia. En próximos posts hablaré de otras series fascinantes de este año y el año pasado, como “The leftovers” o por supuesto, una de las mejores series de esta década, una serie que ha creado estilo, hablo de “The Expanse”. Pero ya habrá tiempo para hablar de ellas en otro post.

Sense8 tiene el sentido del ritmo de las grandes series de televisión y un marcado sentido del drama, algo que mantiene una tensión constante, pese a que la trama tarda mucho en desarrollarse, uno no se puede aburrir, son muchos personajes y todos ellos están desarrollados. No hay relleno, cada uno tiene sus luces y sus sombras, su humanidad sucia y hermosa. No pasan cosas para rellenar el “capítulo”. Podríamos estar viendo una película de quince horas. Una buena película, no esos tostones de dos horas y pico donde no se acaban de morir nunca los personajes.

A diferencia de Almodóvar, los Wachoski tienen un background muy prolífico en acción que viene del mundo del comic y las películas de acción de HongKong. Ellos (ahora ellas) inventaron “Matrix”, “V de Vendetta” y la fascinante “Cloud Atlas“. También hay de eso en esta serie, escenas llenas de acción y música tecno. Si no habéis visto “Cloud Atlas” tened paciencia, dentro de poco escribiré una reseña. Si os gusta el Cyberpunk, tiene filmados algunas de las mejores secuencias del género. Es una película casi inclasificable, pero con algunas escenas increíbles y un planteamiento en cierta manera, similar a Sense8.

cloud atlas
Viendo esta imagen, quieres saber más verdad?. Es un fotograma de “Cloud atlas” (O el atlas de las nubes)

A diferencia de las mencionadas, Sense8 tiene algunas de las mejores escenas de sexo que he visto jamás en Televisión. Y es que ¿como sería compartir un orgasmo entre ocho personas diferentes?, ocho cuerpos diferentes, ocho formas diferentes de ver el mundo. La trama de ciencia ficción no es lo más importante de la serie sino el desarrollo de los personajes. La trama, basada en la diferencia genética de los personajes da lugar a introducir la malvada super-corporación todopoderosa con un plan que abarca generaciones. Pero no os quiero desvelar más sobre la historia.

ACTUALIZACIÓN: SENSE8 especial de navidad (5 ENERO 2017)

Recién estrenado el especial de navidad en Netflix, un capítulo que unirá la segunda temporada con la primera y de dos horas de duración, debo decir que no he visto jamás una forma tan brutal de tirar el trabajo de una primera temporada por la ventana. Dos horas de sexo gratuito, escenas de fiesta sin sentido y un sinsentido general. Dos horas de mi vida tiradas por la basura, dos horas de un bodrio sin igual. Solo se salvan las escenas de acción, pero ni esas, ya que son totalmente gratuitas y previsibles.

Por lo que he leído una de las hermanas ha abandonado el proyecto (aduciendo problemas personales), así como el actor negro que encargaba el africano. Tras dos horas, entiendo ambas bajas. El resultado es mediocre, superficial y vacuo. Una lástima.

Series de Television

Black mirror: ciencia ficción británica

4 agosto 2016 — 3

black-mirror-700x394.jpg

Black mirror es una serie de televisión británica de Ciencia Ficción. Cada capítulo cuenta una historia y aborda la mayoría de los temas proyectando un futuro no muy lejano. Cada historia tiene en común un tema: el lado oscuro del ser humano y la tecnología. La mayoría de los episodios se podría decir que transcurren en una especie de distopía en un futuro cercano. No más allá de cien años en el futuro, en ocasiones parece que ni siquiera veinte años.

Si la tecnología es una droga -y se siente como tal- entonces, ¿cuales son los efectos secundarios?. ESTO ES BLACK MIRROR.

El autor de la serie, Charlie Brooker, explicó el porqué del título de la serie a The Guardian, y señaló: “Si la tecnología es una droga -y se siente como tal- entonces, ¿cuales son los efectos secundarios?. Esta área -entre el placer y el malestar- es donde Black Mirror, mi nueva serie, está establecida. El “espejo negro” del título es lo que encontrarás en cada pared, en cada escritorio, en la palma de cada mano: la pantalla fría y brillante de un televisor, una pantalla de ordenador, un teléfono inteligente.

black mirror
Fotograma de “shut and dance” (3º Temporada), excelentes actores y guión que nos transportan al presente, a una historia podría estar ya pasando hoy día. 

Como el buen whisky, esta pequeña joya es una serie limitada, con temporadas de apenas tres capítulos. Estamos hablando de un total de catorce episodios en seis años. En 2016 Netflix apostó por una nueva temporada de seis capítulos. Cada episodio tiene una calidad en la producción y en el desarrollo de la historia a la que que muchas películas del género no pueden aspirar por falta de talento. En algunos casos tienen incluso la aparición de actores de renombre que bordan el papel, como es el caso de John Hamm (Mad men) en el espacial de navidad entre la segunda y la tercera temporada, un episodio llamado “White christmas” que dura la friolera de 90 minutos. Podría ser una película, de las que tienen premios, pero se “conforman” con firmar uno de los mejores episodios televisivos de ciencia ficción de la historia.

Black Mirror
Os aseguro que el bueno de John sufre mucho más que en sus días de publicista en Mad Men :-)

Estamos hablando de una serie con más de un lustro, que si viéramos dentro de veinte años seguiría sin perder un ápice de frescura. No hay naves espaciales, no hay sagas ni batallas épicas, ni tampoco agujeros negros. Los efectos especiales son los justos. No hacen falta, es un viaje interior a lo oscuro del ser humano, potenciado por artilugios que todavía no existen, pero que son tenebrosamente cercanos.

En la última temporada, estrenada en Octubre de 2016 en Netflix puedes encontrar seis episodios que hablan de las redes sociales, del internet de las cosas (IoT), la realidad virtual, la eutanasia, la manipulación de la mente y la realidad aumentada, la inteligencia artificial y el bigdata, Da igual que no tengas ni idea de que significa ninguno de estos conceptos, cuando veas cada capítulo, entenderás bien los peligros que hay detrás de cada una de las tecnologías que serán parte de nuestras vidas en apenas unos años.

Si todavía no la conoces, acabo de hacerte un gran regalo, es una serie que ya es parte de la historia de la televisión.

Series de Television

Series de ciencia ficción poco conocidas: Dollhouse

29 junio 2016 — 2

DollhouseTitle.jpg

Imagina un mundo donde las personas sólo son contenedores de información, programadas para una tarea concreta, donde sus personalidades son grabadas y cargadas… Dollhouse.

Hablamos de una serie escrita por Joss Whedon, unos de los guionistas norteamericanos con más títulos de ficción y fantasía  a sus espaldas. Fuera del género, Buffy cazavampiros, también como guionista de Toy Story o Alien Resurrection. Su serie de ciencia ficción más conocida, y has tenido que oír hablar de ella, es Firefly. Es una serie que o te gusta o te disgusta, y hay una legión de fans que te pueden despellejar si dices algo malo de ella. Un concepto extraño, entre western y space ópera. Pero no vamos a hablar de Firefly sino de otra serie de ciencia ficción y con personajes muy peculiares: Dollhouse.
dollhouse-logo

Ciencia FiccionSeries de Television

Series poco conocidas de C/F: Charlie Jade

22 junio 2016 — 4

charlie-jade-ciencia-ficcion.png

Comienzo con este artículo sobre Charlie Jade como parte inicial de una serie de pequeñas reseñas dedicadas a las series de Ciencia Ficción más desconocidas. Además de la lectura, he sido un gran fan de series de televisión. Dicho he sido, por que literalmente, no me queda ninguna por ver. Al menos que yo sepa, así que creo que puedo aportar mi granito de arena al respecto.

Apúntate a mi lista de correo

Apúntate a mi lista de correo

Te enviaré novedades y una recopilación de artículos cada tres semanas. Te prometo que no le daré tu email a nadie ni te venderé descuentos en viajes a Marte.

¡Ya te tengo fichado! ¡Gracias!